Foto: Café con Voz
 



Redacción AP

La Asociación de Familiares de Presos Políticos denunció este 25 de abril ante la comunidad internacional, la expulsión ilegal y arbitraria que hizo el régimen Ortega-Murillo a la Organización de Estados Americanos (OEA). A su vez, manifestaron que "despóticamente se han tomado con violencia y abuso de la fuerza, la sede de la Organización con el uso de la Policía Nacional que actualmente son parte de a dictadura".

Asimismo, solicitan a la comunidad internacional, organismos multilaterales y países que ayudan en la lucha por el restablecimiento de las libertades en Nicaragua, tomen nota y se realicen acciones diplomáticas para devolver la institucionalidad al país. 

"Exhortamos a todas las organizaciones de derechos humanos, sociales y políticas a denunciar estas acciones y a unirse entorno a este nievo hecho violatorio  del derecho internacional y del derecho de los nicaragüenses. Ortega y Murillo saben que están vencidos, no gozan de credibilidad internacional sus acciones son carentes de legalidad debido al fraude electoral del 7 de noviembre de 2021 y estas acciones son consecuencia de su derrota política, moral e internacional. de 2021 ", expusieron en su denuncia.

La Asociación de Familiares de Presos Políticos especifica que han sufrido en carne propia las injusticias y humillaciones del régimen, por lo que condenan los hechos cometidos contra el organismo regional y por no representar la voluntad del pueblo de Nicaragua, "son decisiones carentes de legitimidad y únicamente pone en evidencia una vez más la brutalidad del régimen con el cual venimos luchando en abril de 2108", indican en un comunicado.

Te puede interesar leer: En Nicaragua impera el terrorismo de Estado

Las personas familiares se posicionan ante la arbitrariedad cometida por la dictadura Ortega-Murillo, al señalar que esta es "una nueva acción al cercenamiento de las libertades, los derechos y garantías ciudadanas que demandamos los nicaragüenses".

Instan al Secretario General de la OEA Luis Almagro y a los países miembros, a que tomen medidas sobre los hechos ocurridos, se convoque a una sesión del Consejo Permanente de la organización, que sirva para seguir demandando libertad, justicia y democracia para Nicaragua.

Las cárceles del régimen tienen a más de 170 personas presas políticas, muchas de las cuales en condiciones infrahumanas y con tratos crueles como forma de tortura.

Te invitamos a seguir leyendo: Mas de 60 organizaciones exigen libertad de las personas presas políticas